Blogueros y periodistas y viceversa

Las nuevas tecnologías así como los nuevos medios de comunicación han abierto la puerta de la información a todo el mundo. Ya no es necesario ser un periodista de carrera para poder informar a cientos de personas.

Internet pone a disposición de cualquier persona con acceso a la red todo tipo de información, así como también la posibilidad de compartirla con el resto del mundo independientemente del tiempo y del lugar en el que se encuentre el sujeto.

Del mismo modo, la red ha eliminado la necesidad de tener una gran financiación para poder crear una publicación. Hoy en día, mi hermano de 15 años podría ser editor de su propio “periódico” online, y sus fondos no creo que asciendan a más de 50 euros.

No hace falta haber estudiado la carrera de periodismo ni haber ejercido oficialmente como tal para poder escribir llegando a un gran número de personas, basta con crear tu espacio y comenzar a escribir sobre aquello que te apasiona o aquello en lo que eres un auténtico lince; dependiendo de las personas interesadas en el tema del blog y del estilo, éste tendrá más o menos éxito.

Pero, entonces ¿dónde está la línea que separa a un bloguero de un periodista?

La mayoría de las veces esta línea es muy difusa empezando porque una persona puede ser periodista y bloguero al mismo tiempo.

Sin embargo, a continuación se señalan cuatro aspectos que hacen que estas figuras no sean iguales:

  1. Para empezar, y aunque es un aspecto totalmente superficial, un periodista necesita tener la carrera de periodismo o, en el caso de que sea autodidacta, una amplia experiencia reconocida en el sector.
  2. La razón de ser del periodismo es informar sobre lo que acontece de la manera más neutra posible para que cada uno pueda sacar sus propias conclusiones. Un bloguero expresa su opinión o conocimientos en un tema determinado.
  3. La condición de periodista permite tener acceso a cierta información a la que un bloguero no podría por no tener ésta acreditación.
  4. El hecho de trabajar en un medio de información, el cual se supone que difunde información veraz y contrastada, es otro de los aspectos que diferencia a un periodista de un bloguero, ya que la información que pueda compartir este último no tiene el deber de rendir responsabilidades a nadie.

Con todo esto, no se quiere decir que un bloguero sea ni mejor ni peor que un periodista, simplemente que se trata de figuras diferentes cuyo principal punto en común es compartir información de una forma periódica.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *